Crecimiento personal y espiritual

El crecimiento espiritual es un proceso de deshacerse de nuestros conceptos, pensamientos, creencias e ideas incorrectos e irreales, y de volvernos más conscientes y conscientes de nuestro ser interior. Este proceso descubre el espíritu interior que siempre está presente, pero oculto más allá de la personalidad del ego.

El crecimiento personal y espiritual es el proceso del despertar interior, el surgimiento de la conciencia más allá de la existencia ordinaria y el despertar de algunas verdades universales. Significa ir más allá de la mente y el ego y darse cuenta de quién eres realmente.

El crecimiento espiritual es de gran importancia para todos, en todos los ámbitos de la vida.

Es la base para una vida mejor y más armoniosa para todos, una vida libre de tensión, miedo y ansiedad.

  • Nos ayuda a aprender a no permitir que las circunstancias y las personas afecten nuestro ser interior y nuestro estado mental.
  • Nos ayuda a manifestar compostura y desapego , y a mostrar el poder y la fuerza internos, que son herramientas útiles e importantes que todos necesitan.

El crecimiento espiritual no es un medio para escapar de las responsabilidades, comportarse de manera extraña y convertirse en una persona poco práctica. Es un método para crecer y convertirse en una persona más fuerte, más feliz y más responsable.

Una vida equilibrada requiere que nos ocupemos no solo de las necesidades del cuerpo, los sentimientos y la mente, sino también del espíritu, y este es el papel del crecimiento espiritual.

Cómo crecer espiritualmente

1. Leer libros espirituales y edificantes. Piensa en lo que lees y descubre cómo puedes utilizar esta información en tu vida diaria. El hábito hizo al monje.

2. Medita por lo menos 15 minutos todos los días. Si no sabes cómo meditar, es fácil encontrar libros, sitios web o maestros que puedan enseñarte meditación.

3. Aprende a calmar tu mente a través de ejercicios de concentración y meditación.

4. Reconoce el hecho de que eres un espíritu con un cuerpo físico, no un cuerpo físico con un espíritu. Si realmente puede aceptar esta idea, cambiará tu actitud hacia muchas cosas en tu vida.

5. Mira a menudo en tí mismo y en tu mente, y trata de descubrir qué es lo que te hace sentir consciente y vivo.

6. Piensa positivo. Si te encuentras pensando negativamente, cambia inmediatamente a pensar positivamente. Controla lo que entra en tu mente. Abre la puerta para lo positivo y ciérrela para lo negativo.

7. Desarrolla el hábito de la felicidad, mirando siempre el lado positivo de la vida y procurando ser feliz. La felicidad viene de dentro. No dejes que tus circunstancias externas decidan tu felicidad por ti.

8. Ejercite a menudo tu fuerza de voluntad y capacidad de toma de decisiones. Esto te fortalece y te da control sobre tu mente.

9. Agradece al Universo por todo lo que obtienes.

10. Desarrolla tolerancia, paciencia, tacto y consideración hacia los demás.

El crecimiento espiritual es el derecho de nacimiento de todos. Es la clave para una vida de felicidad y paz mental, y la manifestación del enorme poder del espíritu interior.

Este espíritu está igualmente presente dentro de la persona más material, y dentro de la persona más espiritual. El nivel de la manifestación de la espiritualidad depende de cuánto esté cercano el espíritu interior a la superficie y de cuánto esté oculto por nuestros pensamientos, creencias y hábitos negativos.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.