Ventajas de la sal yodada frente a la sal normal  

0
19385

Sal YodadaActualmente hay una gran polémica en el mundo de la nutrición y la salud acerca de qué tipo de sal es más conveniente para la salud. Para algunos la sal marina es la verdaderamente beneficiosa, ya que no ha recibido un tratamiento industrial, mientras que según algunos estudios la sal común posee la misma composición y no es menos saludable. Por otro lado, la sal yodada tiene un agregado de yodo que la hace especialmente recomendable para determinadas personas.

Podemos encontrar numerosos tipos de sal en el mercado: sal de mesa, sal de mar, flor de sal, sal negra, sales aromatizadas y sal yodada, entre otras muchas. La verdad es que a veces lo que es bueno para una persona no lo es para otra, según su estado de salud, por lo que hacer generalizaciones no va a ser lo más conveniente. Sí que vamos a darte algunas pautas generales.

Vamos a intentar aportar nuestro granito de arena a este asunto para que no te dejes llevar por engaños y puedas cuidar tu salud de la mejor manera posible.

¿Qué es exactamente la sal yodada?

La sal yodada es la sal de toda la vida, pero enriquecida con yodo. Durante el proceso de refinamiento, la sustancia pierde gran parte del yodo original que contenía, por lo que se le añade artificialmente esta propiedad. Empezó a realizarse esta práctica en Estados Unidos a partir de la década de 1920, como respuesta sanitaria a enfermedades como el bocio o el hipotiroidismo, que eran bastante comunes en aquella época y se producen por un déficit de yodo en el organismo.

Hoy día hay muchos más alimentos yodados, por lo que estas enfermedades no son tan comunes. Sin embargo, sí que hay que tener en cuenta que consumir este tipo de sal va a ser beneficioso para tu salud si lo haces en una cantidad saludable.

¿Qué ventajas tiene el yodo para tu cuerpo?

El yodo es una sustancia química esencial para nuestro cuerpo. Lo absorbe nuestro tracto intestinal y se transporta a través del torrente sanguíneo hasta llegar a la tiroides, donde se almacena y se utiliza para la producción de hormonas. Es malo tanto que haya exceso como déficit de yodo en tu organismo. La cantidad recomendada es entre 80 y 200 microgramos.

El yodo desempeña un papel esencial en nuestro organismo. Algunos signos de la falta de yodo son enfermedades como el bocio, exceso de sensibilidad al frío, obesidad, cretinismo, baja actividad metabólica, cabello y piel muy secos, hipotiroidismo y palpitaciones cardiacas. Estos problemas no son necesariamente causados por la falta de yodo, puede haber otras variables.

El problema de la sal

Sé que habrás oído muchas cosas acerca de cuál tipo de sal es más sana. La sal común tiene un 98% de cloruro de sodio y el resto son minerales. En cambio, hay sales yodadas que llegan a tener hasta un 56% de sodio, por lo que resultan mucho más saludables, especialmente para las personas con problemas cardiovasculares.

Con todo, lo que tienes que pensar es que nada en exceso es bueno. De nada te sirve utilizar una sal baja en sodio si luego añades una enorme cantidad de sal a los alimentos.

¿Conocías los beneficios de la sal yodada para tu salud? Cuéntanos tu experiencia en los comentarios.

Artículos relacionados: Vida Sana

“Mantener la buena salud del cuerpo es un deber, por lo que no debemos descuidar el conocimiento y mantener nuestra mente fuerte y clara. El agua rodea la flor de loto, pero no moja sus pétalos.” ~Buda

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.