Descubre el otro lado de la vida- Cuento «El Bordado de tu vida»

0
2814

Paisaje Bordado¿No os ha pasado que a veces no entendemos qué está ocurriendo en nuestras vidas? Tenemos días en los que todo lo vemos negro, las situaciones que nos rodean son confusas, no nos encajan las cosas, y nada sale como estaba planeado. Esto es porque estamos mirando la vida desde el otro lado…

Para entender esto último, compartimos con vosotros el siguiente cuento donde el autor (desconocido) nos relata su experiencia de niño con la que hace una analogía con el día a día de cualquiera de nosotros y la acompaña de una reflexión que puede ayudarnos a llevar de manera positiva cualquier situación que se nos preste.

El cuento del BORDADO DE TU VIDA

Tengo el recuerdo de que durante mi infancia a mi madre le encantaba coser, de hecho, pasaba gran parte del día realizando esta tarea. A mí, la verdad es que me llamaba mucho la atención lo que hacía, me solía sentar en el suelo, miraba hacia arriba y le preguntaba:

Mamá ¿Qué es lo que estás haciendo?

Ella me sonreía y contestaba: “Estoy realizando un bordado de un paisaje”

Al día siguiente, se repetía la misma historia. Yo sentado en el suelo y mirando hacia arriba preguntaba a mi madre qué es lo que estaba haciendo y mi madre sonreía y me contestaba que estaba bordando.

Así pasaban los días e insistentemente yo le hacía la misma pregunta cada día que pasaba, y claro, por parte de mi madre recibía la misma respuesta; y es que lo que yo veía me confundía tanto…. Era un montón de nudos y de hilos de diferentes colores y tamaños; unos más largos otros más gruesos… ¡yo no entendía nada!, y así le dije: desde aquí abajo sólo se ven nudos unos sobre otros, un color superpuesto a otro, ¿Dónde está el paisaje?

Ella sonrió, me acarició el cabello y de forma amable me dijo: “Hijo, sal al parque a jugar, y en cuanto tenga acabado el bordado yo te llamaré, te sentaré en mis regazos y juntos veremos el paisaje desde mi posición”

Yo salí al parque a jugar, pero en mi cabeza asaltaban varias dudas: sentado en el suelo y mirando hacia arriba solo veía hilos de colores, de distintos grosores, hilos desordenados y enmarañados entre sí, nudos que no formaban ninguna figura…

Y por fin escuche la voz de ella: «Hijo, acércate!. Acabo de terminar el bordado.»

Entonces me sentó en su regazo y me quedé boquiabierto, no me podía creer lo que estaba viendo. Sentado en el suelo y mirando hacia arriba (desde mi posición), todo aquello no tenía ningún sentido, nudos de colores desordenados, pero desde el regazo de mi madre, (posición desde arriba), todo aquello cambió y mis ojos no podían dar crédito al paisaje que estaban observando.

Así, ella me dijo: “Hijo mio, desde abajo, mi trabajo te parecía algo indefinido y confuso, hilos desordenados sin control, porque tú no podías ver el bello diseño que se estaba tejiendo en la parte superior. Ahora que lo has visto desde arriba, has podido comprobar lo que estaba haciendo”.

Esto es lo que muchas veces me ha pasado a mí a lo largo de los años. En ocasiones he mirado al cielo y he reclamado: “Dioses del Universo, ¿Qué es lo que estáis haciendo?”, y la respuesta que he recibido es: “estamos bordando tu vida”.

Yo al no ver las cosas claras, al ver que todo es tan confuso que en mi vida todo está enmarañado, que está lleno de situaciones complicadas que no cesan y en cambio, las cosas buenas pasan tan rápido, sigo preguntando insistentemente a los dioses: «¿Qué estáis haciendo o qué es lo que tengo que hacer?»

Y los dioses responden: «Hija mía, tú ocúpate de tu trabajo, vive el día a día de forma relajada y sólo te pido que confíes en nosotros. Estamos realizando nuestro trabajo. Un día, te cogeremos en nuestros brazos y te mostraremos el plan de vida que hemos tejido para ti desde nuestra posición. Te aseguro que no te defraudaremos»

Y es que, debemos de entender que nuestra vida se va tejiendo poco a poco. Los hilos se corresponden a nuestras decisiones y aprendizajes diarios, no siempre gratos, son hilos que se van anudando y combinando, y aunque al principio nos de la sensación de que nada tiene sentido y que, qué injusto que todo me sale mal, tarde o temprano en tu vida resplandecerá un matiz brillante.

Cuando veas las cosas confusas, que no te encajan, o que tienes la sensación que de el Universo conspira en contra tuyo, piensa que estás mirando por el lado reverso de la vida. El lado correcto se está preparando para ti, y una vez finalizado podrás disfrutar de esa obra majestuosa que te corresponde.

Artículos relacionados: curiosidades de la vida

Si hiciéramos las cosas de las que somos capaces, nos sorprenderíamos a nosotros literalmente.-Thomas Alva Edison.

 


✅✅   👇 👇 👇  Click aquí 👇 👇 👇   ✅✅🧚‍♀️ Descarga el ebook de la prosperidad y la abundancia de  🧚‍♀️ 

💥💥💥  Click aquí 💥💥💥


Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.