Sofrologia ¡el sentir de la consciencia y el equilibrio!

0
2589

Sofrología¿A qué os suena la palabra Sofrología? Si analizamos sus raíces griegas tenemos que está compuesto por tres términos SOS+PHREN+LOGOS, donde SOS significa equilibrio, armonía, sinergia, PHREN significa psique, consciencia, mente y LOGOS significa estudio o tratado; así, originalmente tenemos que sofrología significa “Estudio de la Conciencia en Equilibrio”.

De forma resumida, la sofrología es una disciplina o técnica de relajación que busca técnicas y métodos que generen armonía entre los elementos que componen el ser humano. Está técnica se emplea mayormente para combatir el estrés y para enseñar o ayudar al cuerpo a auto-sanarse, además de ser un vehículo muy eficaz para el desarrollo personal. Siendo así, la sofrología también es considerada una forma de vivir la vida y de pensamiento.

¿De qué trata la Sofrología?

La sofrología es una disciplina de desarrollo de conciencia tranquila creada por el médico neuropsiquiatra Dr. Alfonso Caycedo en 1960. Busca métodos de la relajación, ejercicios de respiración, movimientos corporales y estrategias de activación mental, para conseguir el equilibrio entre cuerpo y mente, además de ofrecer un mayor conocimiento sobre la persona. Define estos cuatro principios para sentir su propio sentido de conciencia:

  • La respiración
  • La relajación física y mental
  • La visualización
  • El control mental o pensamiento, profundizando en el esquema corporal.
 

2a EDICIÓN Cumbre Crecimiento con Conciencia ONLINE – ¡5 al 11 de Noviembre 2018! Reserva YA tu entrada GRATUITASÍ. QUIERO MI ENTRADA GRATUITA

 

Para obtener ese equilibrio psico-mental, la sofrología emplea técnicas de relajación como medio, no como fin. Con estas técnicas, estimulan el hemisferio derecho del cerebro, elevando así, el nivel de creatividad e intuición y, llevando al paciente a un estado de hipnosis basado en la relajación muscular, manteniendo siempre la mente en alerta para escuchar las sensaciones que su cuerpo transmite.

¿Cuáles son sus objetivos?

El objetivo principal es reforzar el equilibrio de emociones, pensamientos, conocimientos y creencias empleando la meditación oriental y la relajación occidental, ofreciendo a la persona practicante encontrar recursos propios que le ayudan a mejorar su día a día.

Además de este, se pueden enumerar los siguientes objetivos perseguidos por esta disciplina para obtener beneficios tanto a nivel físico, a nivel mental y a nivel emocional y de comportamiento:

  • La sofrología ayuda al ser humano a que deje de vivir en la superficialidad para que alcance así, el desarrollo de su auto-conocimiento.
  • Enseña a vivir el aquí y ahora: la mayoría de la gente vive mirando al futuro o retratándose en el pasado, siendo incapaz de disfrutar de su ahora. Con la sofrología la persona consigue sentir su propio cuerpo en el momento y espacio que le ocupa.
  • Te enseña a ser feliz: mediante esta técnica, el practicante podrá alcanzar su propósito de descubrir su felicidad propia. Los métodos deben ser adaptados a cada persona y a cada situación, ya que persona es única y sus vivencias también son únicas.
  • Te ayuda a practicar la positividad y dejar atrás los aspectos negativos que nos mantienen anclados al fracaso.

En cuanto a las aplicaciones de esta disciplina, está recomendada para:

  • Tratar dolores físicos de origen psicosomáticos.
  • Personas que sufren patologías de estrés o ansiedad.
  • Preparación para el parto,
  • Combatir adicciones y tratar trastornos alimenticios.
  • Aumentar la memoria y mejorar la concentración. Mejora de rendimiento físico y mental.
  • Mejorar alteraciones de sueño.
  • Acelera la recuperación tras una vivencia post-traumática.

¿Cómo se practica?

Es muy recomendable practicar la técnica de sofrología de forma regular ya que su práctica resulta ser un importante factor preventivo de posibles trastornos.

Durante la sesión, el paciente permanece sentado o acostado, y en todo momento se deja guiar por la voz del sofrólogo. Este le indicará todos los pasos a seguir en cuanto a la primera parte de relajación física, como en los siguientes pasos de trabajar sobre la mente y sentimientos.

Paso 1: Relajarse físicamente y respirar profundamente hasta sentir el bien que te
 hace que el aire inhalado pase por tus pulmones. Hay que alcanzar el nivel 
sofroliminial, que es un estado entre la vigilia y el sueño, donde el paciente 
podrá visualizar partes del cuerpo en una forma de ejercicios de respiración.
Paso 2: Cuando te sientas totalmente relajado, concéntrate y visualiza tus energías
 positivas.
Paso 3: Ejercicios de concentración añadidos al paso 2

Durante la sesión, que serán de duración 10-15 min, el paciente no debe tener ningun contacto físico. Aprendidas las técnicas, es recomendable y beneficioso que se practiquen estas técnicas en casa de forma constante, mínimo dos o tres días por semana, siendo lo ideal practicarlo diariamente.

La sofrología es una técnica que te enseña a hacer frente a situaciones estresantes de tu entorno y a diarios. Es por esto, por lo que se recomienda practicar los ejercicios de forma constante, para que a parte de ser muy eficaz para sanar, es un preventivo perfecto.

Una vez aprendidas las técnicas con ayuda de un profesional, estos ejercicios se podrán reproducir por uno mismo en casa o ante situaciones de estrés. Esto te ayudará además, a conocerte mejor y a desarrollar una conciencia positiva y clara.

Artículos relacionados: conciencia-y-realidad / salud-y-bienestar

Exígete mucho a tí mismo, y espera muy poco de los demás. Así te ahorras disgustos- Confucio

 

2a EDICIÓN Cumbre Crecimiento con Conciencia ONLINE – ¡5 al 11 de Noviembre 2018!SÍ. QUIERO MI ENTRADA GRATUITA

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.