El alma jamás se aleja de su sitio, siempre está donde corresponde y actúa, si no ha sido perjudicada según su esencia, la conexión espiritual se moverá en este ámbito y cumplirá con su cometido que es despertar el alma y defender al espíritu.

Muchas veces las personas sufren, al igual que su cuerpo físico, su mente y su cuerpo emocional también, pero nunca su alma y su conexión espiritual, esta no llega a ser dañada cuando lo que te aflige es superficial, ya que solo afecta la dimensión del cuerpo físico.

Todos tenemos sin excepción un alma y una espiritualidad, es la esencia de luz, es el común denominador que une la creación, la vida y el cosmos, date cuenta que en el fondo somos luz en movimiento constante, pero no estamos conscientes de esa luz, del origen de cada uno, y a veces nos enredamos en laberintos de la personalidad.

Toda búsqueda espiritual trata de hallar nuestra conciencia y espiritualidad, de la divinidad interior, todos quieren ser feliz, pero si la felicidad la da un objeto o un ser externo te volverás dependiente, y la dependencia te hace perder la libertad.

Se necesita usar la inteligencia para poder ir en la búsqueda de espacio interior que genera el estado de felicidad, la conexión con lo divino, a veces debes enfrentarte con todas las experiencias de tu pasado, que te ha dejado cicatrices y huellas emocionales.

El trabajo y la meditación son los antídotos para sanar los patrones negativos de tu vida, no existe receta, sino caminos individuales, existen diferentes grados de evolución de cada ser, debes tener en claro que lo que buscas ya lo posees, pero no te das cuenta que está ahí.

No existen fórmulas exactas en la búsqueda, cada camino es una aventura individual, pero trata de elaborar algún punto que puedas caminar hacia tu alma.

6 Técnicas para comunicarse con tu alma

  • Respirar conscientemente: respirar es el mecanismo más particular que existe podrá ser automático o consciente, cuando es consciente te das cuenta que estás vivo, presente y consciente.

El presente eterno está en nuestra divinidad interior, respira en forma consciente en todos los momentos que realices, para que puedas estar más alerta de ti mismo y mas conectado.

  • Siente tu corazón: el corazón es algo que te despierta la atención, este paso consiste en colocar las manos en tu pecho y sentir los latidos, pero poco a poco ir hacia lo más profundo, para que intentes percibir esa fuerza maravillosa que lo impulsa.

En tu corazón se sitúan tus anhelos y deseos, deberás preguntarte, ¿mi corazón es feliz? ¿Estoy viviendo la vida que deseo? Y por último siente mucho amor, estás vivo más allá de los latidos.

Esto también hará que accedas a las llaves emocionales para conseguir lo que desees, siempre desde el amor y el alma.

  • Amate por sobre todas las cosas: todos buscamos a alguien que nos ame, alguien que llene nuestros vacíos, hay que cambiar ese enfoque, solo basta con buscar personas a quien amar.

En la actualidad la mayoría de las personas se encuentran muy cerradas, tienes que sentir amor propio, para poder compartirlo con alguien más.

Ama tu cuerpo, tus órganos, funciones vitales, ama tu vida, tu pasado, tu presente y futuro, amarte es aceptarte, librarte de tus miedos, iluminar tu fuego del espíritu que arde cuando amas a alguien.

Cuando amas invitas a conocer tu conexión espiritual, porque tu vida es una escuela, donde vas a aprender que vivir es un sinónimo de amor y éste es sinónimo de energía y felicidad.

Cuando te amas puedes hallar la felicidad plena, porque estás contigo mismo en lo profundo.

  • Ama a alguien: lo que no se da se pierde, cuando logras descubrir tu amor, cuando sabes que tendrás algo que compartir y que no se acabará, ya que es una línea directa con el universo y con la vida, lleno de poder.

Tendrás brillo y querrás compartirlo, tienes esa alegría y la brindarás, tendrás entusiasmo y lo demostraras, amar a alguien es poder brindar tu existencia, es darte por completo con el corazón abierto, es volverse dos en uno.

Cuando amas fusionas tu alma con la del otro, generas algo maravilloso que te sacará del tiempo y te conectará con lo eterno.

Amar a esa persona de cualquier forma y desde tu alma, siempre y cuando te de paz.

  • Siente tu presencia: cuando te encuentres solo cierra tus ojos respira y trata lentamente de sentir tu presencia, esa magia que te hace consciente de que estás vivo, que la vida pasa a través de ti.

Como les paso a tus padres, tus abuelos, y ve siempre más hacia atrás, podrás ver el comienzo de la primera presencia.

Es un misterio, pero los misterios dice Osho, no es para  ser revelado sino para poder vivirlo, así que asume esos misterios como vivencias y conéctate con tu alma.

  • Observa: cuando tu vida se llena de actividades, es muy importante escalar la montaña y observar desde arriba tu conexión espiritual, deberías observar todo el tiempo, cuando un amigo tiene un problema puedes darle sugerencias porque ves toda la situación desde afuera.

Pero cuando el problema es tuyo te cuesta verlo, despierta la sabiduría observando cómo vives, que haces, hacia donde te diriges, cuál es tu situación actualmente.

Detente un momento y pausar tu rutina, ir a la playa o a una plaza a tomar aire, medita tu vida y sincronízala con tus ideales, tienes que verte desde afuera, escúchate tu voz interna, siente que tu corazón te anhela.

Recuerda que las personas felices son las que te hacen y siguen haciendo lo que sienten en su corazón e intuición interna.

Es por esto que es muy bueno observar y observarte para no perder contacto con tu ser interno, no te pierdas en el laberinto de la vida caótica, sin rumbos ni un destino claro, despierta a la sabiduría del alma, observando cómo vives.  ¡Vive y se feliz!

  • 132
    Shares

1 COMENTARIO

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here