Terapia EMDR y libérate de tus recuerdos traumáticos

0
1251

terapia EMDRLa terapia EMDR es un abordaje que se realiza en el paciente para tratar sus dificultades emocionales que por lo general son causadas por la vivencia de experiencias difíciles que se reflejan en fobias, ataques de pánico, duelos o incidentes traumáticos sufridos.

Gracias al EMDR es posible aliviar la fobia de hablar en público y la angustia, ya que se trata de un método que ayuda a mejorar el rendimiento en el trabajo, deportes y también en las interpretaciones artísticas.

Podría interesarte el siguiente artículo Glosofobia ¿Miedo escénico?

La base que origina el EMDR

El método psicoterapéutico EMDR (siglas en inglés de Desensibilización y Reprocesamiento por medio de Movimientos Oculares) está basado en la filosogía de que todas las personas son capaces de moverse naturalmente para gozar de mayor salud e integración, pero siempre bajo condiciones apropiadas.

Fue en 1987 cuando la psicóloga norteamericana Francine Shapiro descubrió que los movimientos oculares voluntarios generaban una reducción en la intensidad de la angustia producida por pensamientos negativos. Inició entonces una investigación con personas traumatizada en la guerra de Vietnam y también incluyó víctimas de abuso sexual.

La idea de Shapiro era medir la eficacia del EMDR y confirmar si realmente reducía significativamente los síntomas del Trastorno por Estrés Post Traumático en estos sujetos.

Podría resultar interesante leer este artículo relacionado con el estrés 5 grandes consejos para vencer el estrés

Pudo comprobar entonces que con el EMDR es posible estimular la capacidad natural del cerebro para que procese nuevamente información que ha sido almacenada de forma disfuncional.

Cómo funciona este método

Al utilizar el EMDR es posible reorganizar el nivel cerebral donde la información ha sido almacenada de manera disfuncional de manera que el paciente pueda asimilar la experiencia y recordar el evento traumático para que deje de afectarlo en el presente.

Le recomendamos el siguiente artículo PSYCH-K ¡Transforma tus miedos y atrévete!

Así, como toda la información es almacenada en las denominadas “redes de memoria” que albergan pensamientos, imágenes, emociones y sensaciones relacionadas entre sí,

el resultado del tratamiento EMDR resulta ser un procesamiento Que ayuda a liberar la aflicción emocional.

Una experiencia traumática nunca se procesa totalmente y puede producir  reacciones tales como miedo, pánico, tristeza profunda, sueños relacionados con esa mala experiencia, de ahí lo interesante de la terapia EMDR que permite dar una solución al paciente que padece este problema.

Cómo se desarrolla una sesión

Durante el proceso con EMDR el paciente realizará una descripción del incidente traumático y a partir de allí el terapeuta lo ayudará a seleccionar los aspecto más importantes de ese evento o incidente que lo angustia, mientras el paciente hace movimientos oculares que serán interrumpidos por el profesional cada tanto para asegurarse que la persona esté procesando adecuadamente lo que está ocurriendo.

Esa estimulación ocular bilateral puede ser:

  • Visual: Cuando el paciente mueve los ojos de un lado al otro siempre guiado por el terapeuta.
  • Auditivo: El paciente escucha determinados sonidos alternados en ambos oídos.
  • Kinestésica: El terapeuta golpetea suavemente y de forma alternada sobre las manos o los hombros del paciente para facilitar la conexión entre los dos hemisferios cerebrales logrando así un procedimiento eficaz de la información y una disminución de la carga emocional.

Desórdenes que pueden ser tratados con esta terapia

Según diferentes investigaciones científicas realizadas por organizaciones tales como el Departamento de Asuntos para Veteranos del Departamento de Defensa de los Estados Unidos, el Instituto Nacional de Salud e Investigación Médica de Francia o el Departamento de Salud del Reino Unido, entre otros, coinciden en afirmar que pueden tratarse con efectividad los siguientes desórdenes o patologías:

  • Estrés post traumático
  • Ataques de ansiedad o pánico
  • Desordenes disociativos
  • Duelos o pérdidas
  • Temor a una intervención quirúrgica
  • Fobias y miedo irracional

Para determinar si es apropiado utilizar el tratamiento EMDR el terapeuta dedicará un par de sesiones para comprender la naturaleza del problema del paciente, además de explicarle en detalle en que consiste el método que tiene una duración de entre 60 y 90 minutos y una terapia típica dura 10 sesiones.

El objetivo o meta al utilizar el EMDR es que el paciente pueda procesar la información sobre el incidente traumático y llevarlo a una resolución que produzca reducción de los síntomas, cambio de creencias negativas sobre si mismo y la posibilidad de que el paciente pueda funcionar mejor en su vida cotidiana.

Podrás encontrar más artículos relacionados visitando la sección de Terapias Alternativas

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.